Victoria Ciudadana condena proceso de elección del presidente de la CEE

2023-08-10T16:42:00.000-04:00

Una vez más, el liderato del PNP secuestra el proceso de selección de la persona que presidirá la Comisión Estatal de Elecciones (CEE). El proceso para la selección de quien dirigirá la entidad encargada de garantizar el ejercicio de los derechos electorales, una de las garantías democráticas de suma importancia, debe ser transparente y participativo. Sin embargo, el liderato del PNP insiste en usar la CEE como un bastión político, como una parcela privada más.

El liderato del PNP en la CEE desprecia una vez más la apertura de todos los partidos para encaminar el proceso de selección y nombramiento de la persona que ocupará la presidencia de la Comisión. De las cinco personas propuestas por el liderato del PNP en la Comisión, tres fueron presentadas y rechazadas previamente por haber violado la ley electoral al votar fuera de sus precintos. Por otro lado, las otras dos personas propuestas no cumplen con los requisitos mínimos para dirigir la CEE. Estas dos personas enfrentan serias acusaciones éticas y una de estas mintió ante los tribunales de Puerto Rico según el Centro de Periodismo Investigativo. Como si esto fuera insuficiente, las entrevistas de estas personas por los miembros de la Comisión se comenzarán a tres días de que venza el término para completar el nombramiento.

¿Es esto es lo “mejor” que puede ofrecer el PNP al país? Nadie se lo cree. El PNP nomina a estas personas conociendo que no cuentan con los méritos necesarios, que son inaceptables. Repetirá entonces que la CEE está descabezada por culpa de los otros partidos por oponerse. Así mantienen la presidencia en interinato, con una persona que es también responsable del desastre del cual fuimos testigos durante todo el proceso electoral y de escrutinio de las elecciones de 2020. El gobernador y el liderato del Partido Nuevo Progresista no atienden con seriedad las consecuencias de sus desmanes en el proceso de 2020 que además de los grandes inconvenientes, incluyen la desconfianza cada vez mayor en el sistema y el proceso electoral de Puerto Rico. Convertir la posición que se supone represente un ente neutral dentro del sistema de la Comisión donde los partidos se supone estén opuestos unos a otros, en otro depósito para acomodar colaboradores del partido es impermisible, más aun, cuando estos funcionarios poseen serios cuestionamientos sobre su conducta antiética.

Exigimos que gobernador atienda este asunto con la seriedad que exige la democracia, que haga un ejercicio serio e identifique dentro de la judicatura alguna de las muchas personas cuya trayectoria profesional sea intachables y que su compromiso sea con la democracia y no con el Partido Nuevo Progresista. El código electoral de 2020 convirtió a la CEE en una parcela privada más del PNP y, hasta ahora, también la presidencia ha sido un puesto de proselitismo partidista. Es momento de enderezar el curso de la democracia en el país, llevando a la presidencia de la CEE a una persona seria, comprometida con la democracia, que pueda de esa manera lograr el apoyo de todo el país, parte importante del cual representan todos los partidos que integran la Comisión Estatal de Elecciones.

Donativos